Podemos-Ahal dugu quiere seguir construyendo espacios de unidad ciudadana, tal y como lleva haciendo desde su irrupción en enero de 2014. Así se ha visto en los distintos municipios y comunidades donde el empoderamiento ciudadano ha permitido propiciar cambios.

Podemos ha puesto en jaque el bipartidismo y el régimen del 78 y queremos seguir en esa senda que dará un paso más en las elecciones de diciembre.

En Vistalegre en octubre del año pasado, en Navarra con la elección del Consejo Ciudadano, en la consulta de julio y en las asambleas celebradas en los distintos pueblos con las bases, estas han expresado claramente su voluntad de concurrir como Podemos, sin cerrar la puerta a la posibilidad de seguir integrando a personas, referentes de la sociedad civil, que surjan elegidas de unas primarias y asuman el código ético.

Ya en julio dijimos que no iríamos como una sopa de siglas y que cualquier iniciativa debería ser impulsada por las bases. Por esa razón hemos declinado toda invitación a negociaciones de despacho y hemos llevado la pregunta a las distintas asambleas en Pamplona, en el encuentro de Beire, en Tudela…

2015_0107_16523000Mañana volveremos a estar en la plaza Compañía a las 19h, el lunes en Alsasua, el 9 en Peralta y Estella y hasta el día 14 en distintas localidades, con la idea de explorar la manera de seguir sumando a personas, como proyecto político y ciudadano abierto y en permanente construcción que somos. Invitamos a participar en ellas a toda la ciudadanía para que se escuchen las distintas voces de la gente y no sólo las de los representantes políticos.

Celebramos la aparición de iniciativas que traten de devolver el protagonismo político a la gente y las invitamos a explorar la posibilidad de sumar todas nuestras fuerzas en torno a la única lista con posibilidad real de abrir una grieta en el bipartidismo. Ofrecemos abrir nuestras listas a candidatos y candidatas que resulten de los diferentes espacios de confluencia, siempre que sean elegidos mediante primarias abiertas y acepten nuestro código ético.

Podemos no es un partido más, es una herramienta que pretende sumar bajo los ejes de Rescate Ciudadano y Recuperación de lo Público; Anticorrupción y Transparencia; Convivencia y Participación; Procesos Constituyentes. Somos una organización abierta que busca incorporar a más gente a la batalla de las generales. Queremos sumar fuerzas para echar al PP de la Moncloa y cambiar las politicas austericidas. Hay que hacerlo entre todos, los que hoy participamos activamente en Podemos y los que no.

No es fácil crear un espacio político de referencia y Podemos lo ha logrado, y desde su irrupción está trabajando con ese objetivo.

Las confluencias tienen que ser un medio, no un fin en sí mismo para atraer a amplios sectores de  votantes que hasta ahora se abstenían o apoyaban a otros partidos. El espacio de confluencia que se han promovido hasta ahora y que hemos seguido con atención y respeto, aboga por una suma de votos para una mayor representación, pero destinados a un grupo mixto donde la capacidad de incidencia política va estar muy limitada.

Podemos nace para poner las instituciones al servicios de las necesidades de la gente, por lo que ir al grupo mixto no es una herramienta de cambio y transformación. Dentro del grupo mixto, no se tendría capacidad para hacer proposiciones de ley, no habría posibilidad de hacer preguntas, interpelaciones, enmiendas ni comisiones parlamentarias.

En caso de que ahora no se dieran las condiciones para ir en una lista unitaria, valoramos muy positivamente el trabajo realizado hasta la fecha y no cerramos la posibilidad de seguir ahondando en un trabajo conjunto de cara a sumar la mayoría social suficiente que impulse procesos constituyentes.